Un juez español decretó que el dueño de Altos Horno de México, Alonso Ancira puede continuar su proceso en libertad pero lo condicionó a no salir de ese país y al pago de una multa de un millón de euros.
De acuerdo con información difundida en el noticiero de Ciro Gómez Leyva, en Radio Fórmula el empresario mexicano podrá continuar con su proceso en aquel país.
El juez central de la audiencia española decretó libertad bajo fianza con el pago de un millón de euros, además, el empresario mexicano deberá comparecer cada dos días ante los tribunales y le retiraron sus pasaportes.